Sobre permitidos y atracones

Actualizado: 15 de ago de 2018



Cada vez que hablo con alguien del plan de nutrición que estoy usando, una de las primeras preguntas que siempre debo responder tiene que ver con los días libres y permitidos.


Es una realidad, aunque estemos determinadas a bajar de peso, las fiestas, los pic-nics, las salidas a restaurantes, los cumpleaños y feriados seguirán siendo parte de nuestra vida social y no podremos ni tampoco debemos hacerlos desaparecer de nuestro calendario.


Entonces, ¿qué pasa si me paso? ¿cuál será el efecto de un día de descontrol? Tranquila… deja de preocuparte. Si al próximo día de comer algo que se sale de tu ritmo de alimentación saludable, aumentas unas libras, no te vuelvas loca. Lo más probable es que el aumento de peso se deba a la retención temporal de líquidos causada por el exceso de sal y/o azúcar.


En el caso improbable de que hayas ganado grasa corporal, no le des muchas vueltas. No hay nada que puedas hacer al respecto, no puedes volver el tiempo atrás. Lo mejor que puedes hacer es respirar profundo, levantarte de tu asiento, hacer algo de ejercicio y retomar tus comidas saludables como si nada hubiera pasado.


Si eres como yo, esta respuesta corta seguro no te dejará satisfecha por eso vamos a profundizar un poco más.


En principio, he entendido que la balanza no es el mejor indicador del daño causado por un poco de descontrol, ya que siempre me devolverá un número que no tiene en cuenta mis cambios hormonales, ni tampoco el movimiento intestinal.



Para que te des un idea, en una libra de grasa (aprox. 1/2 kilo) encontrarás alrededor de 3.500 calorías. Esto significa que para ganar cinco libras de grasa durante un fin de semana, tendrías que comer alrededor de 30 porciones de pastel, más tu ingesta normal de calorías. ¿Poco probable verdad?


Entonces, ¿por qué es que después de un fin de semana con algunos permitidos pesas más?


Como te he dicho, es muy probable que la causa sea la retención de líquidos, esto es debido a que tus músculos tienen hambre de combustible y esto es algo que no puedes ignorar.



Me pasó el primer verano después de llegar a un peso saludable, todo marchaba muy bien, estábamos de campamento y aunque las opciones para comer no eran tan saludables como las de casa, hice un muy buen trabajo contando las calorías diarias y manteniéndome en mi plan.


Obviamente, como estaba de vacaciones me di algunos gustos por aquí y por allá, pero nada del otro mundo. Después de todo eran sólo unos días, ¿que podría pasar?


Recuerdo que al volver me lleve la sorpresa del siglo. Al pesarme me dio un ataque, ¡pero un ataque! Había subido 6 libras (Aprox. 3 kilos) en sólo 5 días y creo que con el estrés que me causó el mal momento, subí unas 3 libras más.


La buena noticia es que al retomar mi rutina y consumir alimentos naturalmente bajos en sodio y azúcar, en menos de una semana, todo volvió a la normalidad.

¿Por qué te cuento esto? Algo importante que he aprendido en estos últimos años es que:

Cuando el cuerpo recibe menos combustible del que necesita para funcionar, los músculos se deshidratan por el deficit de glucógeno, entonces, cuando comes un poco más de lo habitual tu cuerpo no dejará pasar la oportunidad para recargar sus reservas y esto, obviamente se reflejará en tu peso.

Evidentemente necesitaba hacer cambios en mi alimentación.

Estaba comiendo menos de lo que debía y eso no me ayudaría a largo plazo.



Por eso insisto tanto en que tu objetivo calórico diario para bajar de peso debe alinearse con tu peso de inicio, no puedes seguir la dieta que le funcionó a tu vecina o amiga, ni tampoco comer las porciones o las cantidades que ella consume.


Se que hay muchas dietas famosas que prometen bajar cantidad de kilos por semana (probé varias sin resultado alguno... siempre volví e engordar).


Por más mágicas que parezcan esas formulas, la realidad es que una dieta de menos de 1200 calorías diarias nunca es una buena idea. Inicialmente perderás peso, estarás feliz, pero al pasar los días, terminarás reservando grasa corporal. ¡Justo lo que quieres evitar!


Veo que hay personas que se matan en el gym, hacen mil horas de cardio, comen poco y no logran nada. Es como que el metabolismo levanta bandera roja... se pone alerta porque el desgaste calórico es alto y el consumo de alimentos es tan pobre que no alcanza a cubrirlo.


Ahora, siguiendo con el tema de los permitidos... estás consumiendo menos calorías porque quieres adelgazar, tu objetivo calórico diario es saludable pero hace semanas que no bajas ni un gramo. Estuve muchas veces en ese lugar y se como se siente.


Es posible que luego de un deficit calórico extenso necesites un shock para volver a acelerar el metabolismo y continuar bajando.

La idea es evitar la famosa meseta. La buena noticia es que si ocasionalmente subes las calorías diarias y te das algunos permisos podrás relajar esta desaceleración.


Recuerda que cuando hablo de aumento de calorías siempre me refiero al consumo de alimentos saludables. Aunque aquí también encajarían los famosos permitidos o comidas libres, obviamente con control chica ¡nada de atracones por favor!


Si al aumentar las calorías diarias o reducir un poco tu actividad física, bajas de peso ilógicamente, podría ser una señal de que sería beneficioso revisar tu plan de alimentación y comenzar a consumir más calorías con regularidad. ¡Qué felicidad!


En cuanto a la culpabilidad y frustración que solemos experimentar después de una recaída o comilona... lo más importante es recordar que


El remordimiento es completamente inútil.


Como en todo camino y en la vida misma, habrá días en los que podrás correr y otros en los que tendrás que ir más despacio, no seas tan dura contigo misma.


En tu camino de perdida de peso pasará de todo, pero no olvides que mientras te mantengas en la dirección correcta, llegarás a destino y ese lugar te encantará. 


En esto de bajar de peso, cada quien tiene su propia experiencia… puedes informarte, investigar, preguntar… pero lo más importante es que prestes atención a lo que te sucede y lleves tu propio ritmo.


Espero que te haya servido el post. Es producto de mi curiosidad y proceso de aprendizaje y está basado en el articulo de BeachBody “Ask the Expert: When Will That Cheat Meal Show Up on the Scale?”


Mil gracias por tu apoyo. ¡Hasta pronto amiga!


Leticia

En las redes

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Pinterest Icon
  • Black Instagram Icon

© 2019 Leticia Pluis. | Derechos reservados