Las mejores ideas para una mudanza perfecta

Actualizado: 16 de ago de 2018



¡Desde que estoy en USA me he mudado tantas veces! No todas mis mudanzas han sido fáciles, rápidas y súper organizadas, pero después de tantas, hemos aprendido mucho y puedo decir con confianza que lo que sigue a continuación te servirá.


¿Me creerías si te digo que a fines de noviembre terminamos de desempacar y que a principios de marzo comenzamos a hacer cajas nuevamente?


En los últimos 5 años nos hemos mudado 5 veces. Un promedio muy alto para mi gusto. ¡De locos!


¿Qué te puedo contar? Sólo que decidimos tomarlo con mucha calma…porque las cosas a veces no salen como esperas, ¡salen mucho mejor!


El día de nuestra última mudanza fue bastante atípico, desayunamos muy tranquilos, nos sentamos a almorzar, tomamos algunos mates, hicimos FaceTime con nuestra familia de Argentina, sacamos fotos ¡por supuesto que terminamos agotados! pero decidimos pasarla bien y la verdad, nos fue de maravilla... eso creo.



En este país la gente se muda bastante, no solo porque renta, también es muy común comprar casa y vender a los pocos años, bien diferente a mi país de origen.


El cuento es que pronto comenzará la temporada más fuerte de compra-venta de casas y departamentos para alquilar. Estos meses son una movida total... en todo el sentido de la palabra.


Escribo este post deseándote lo mejor en la búsqueda de tu nuevo hogar. Espero de corazón que encuentres lo que necesitas, sueñas para tu familia y aún mucho más.


Las mejores ideas para una mudanza perfecta.


Aquí vamos con la previa:

  • Comienza dos meses antes a eliminar lo que está de más. ¿Qué sentido tiene mover cosas que ya no te gustan, no usas, ni necesitarás?

  • Elige cajas chicas. Son mucho más fáciles de transportar y apilar. Ármalas y etiquétalas por ambiente (cocina, living, segundo piso, baño, etc.) Agrega la palabra FRAGIL siempre que sea necesario, y califícalas con estrellas (o lo que sea) según la necesidad . De esta forma será mucho más fácil encontrar lo que buscas una vez que empieces a desempacar.

  • Comienza lo antes posible, (por lo menos 4 semanas antes) empacando las cosas que no usas (decoración, libros, cuadros, artículos de cocina, la vajilla fina, juguetes, etc.)

  • Deja de ir al supermercado unos días antes de la mudanza. Planea un menú con los ingredientes que ya tienes en casa y sólo compra lo indispensable para completarlo. Transportar comida es un dolor de cabeza. Evita hacerlo.

  • Una semana antes, separa ropa y calzado para los próximos días, luego pon en cajas o bolsas todo lo demás.

  • Unos días antes comienza a desarmar las camas y los muebles grandes. Coloca los tornillos en pequeñas bolsas plásticas y pégalas a cada mueble con cinta de embalar. De esta forma te será más fácil y rápido volverlos a armar.


Recuerda que todo lo que puedas hacer con anticipación te ayudará a estar más tranquila el día de la mudanza. Te aseguro que en las últimas horas, las cosas pendientes tienden a multiplicarse como la arena del mar. ¡Empaca! ¡Empaca! ¡Empaca!


  • No olvides hacer el cambio de dirección, encargarte de los servicios, subscripción de revistas, tarjetas de crédito, banco, seguro médico, etc. todas esas cosas que hace mi esposo, ni idea cuales son exactamente… pero sé que son importantes.

  • Un día antes, haz una valija para cada uno de tus hijos que incluya: sábanas, frazadas, toallas, almohadas, juguetes favoritos, algún libro … el pijama, mudas de ropa para los primeros días etc. Todo lo esencial para pasar la noche y hacerlos sentir en casa. Haz lo mismo para ti.

  • Haz una caja con productos básicos de higiene personal (jabón de tocador, shampoo, crema de enjuague, cepillo de dientes y pasta, desodorante, peine etc.) y no te olvides del papel higiénico y la cortina para la ducha del baño.

  • Prepara una caja con los artículos de cocina que usas a diario. Esto te ahorrará tiempo, energía y muchos nervios. Lo mejor es que sea plástica y transparente, para diferenciarla de todas las demás.

  • Al final del día de tu mudanza, estarás súper agotada. Arma una caja que te ayude a relajarte y descansar. Esto hará toda la diferencia, te lo aseguro. La mía incluyó, ibuprofeno, mi manta favorita, pijamas, pantuflas, una loción que me encanta, algunos saquitos de té, café, azúcar, el equipo de mate, biscottis, crackers y chocolate. El día de la mudanza no es un día para hacer dieta. ¡No te preocupes por eso! Cuando los chicos estén dormidos, tú y tu pareja tendrán su “cajita feliz” para respirar profundo y sonreír.

  • Antes de desarmar tu televisor, Xbox, DVD Player, Wii, etc. saca una foto de todas las conexiones (esto te ahorrará tiempo a la hora de volverlo a armar). Destina una caja, en lo posible transparente, para los cables, controles etc. En esa caja también puedes guardar los cargadores de tu celular, iPod, Laptop, etc.

  • Compra con anticipación botellas de agua mineral para consumir durante el día de la mudanza. Es lo que más funciona para estar hidratado… si tienes sed, pero no encuentras los vasos, tenderás a dejarlo para después y a veces, “después” nunca llega.

  • No te olvides de comprar guantes de trabajo para ti y todas las personas que te ayuden, de esta forma evitarás lastimarte.

  • Planea snacks saludables para consumir durante el día. Puedes tener porciones de vegetales, fruta, queso, pavo, barritas de cereal, crackers, yogurt etc. listos en tu heladera y mesada para cuando pique el hambre y necesites una recarga de energía.



  • Lo mejor es que tus hijos pequeños estén en otro lado, pero si no tienes con quien dejarlos, (cuando tu familia vive a miles de kilometros pasa todo el tiempo) ten a mano una caja con juguetes, hojas, marcadores, libros, stickers, burbujas, etc. El día será más fácil para ellos y para ti también.

  • Piensa en tus mascotas, en general no la pasan muy bien con tanto movimiento… no te olvides darles agua y comida, alguna manta o juguete preferido, etc. (Cuando nos mudamos, Gnocchi estaba enferma tomando antibióticos… imagínense la situación)



  • Planea con anticipación las primeras comidas. Algo sencillo pero nutritivo. Después de tanto esfuerzo te vendrá de maravilla una comida casera. Puede ser algo que sólo tengas que descongelar, puedes pedirle a una buena amiga que cocine para ti… etc. (En la casa nueva no teníamos horno, estas hornallas de camping me salvaron por varios días)



El día de la mudanza:

  • Empieza bien el día. Siéntate a desayunar. Incluye algo de proteína y fibra en tu plato. (Asegúrate de tener una caja o canasta con descartables para no tener que lavar ni empacar cosas a último momento.

  • Usa calzado seguro y ropa cómoda y adecuada para el clima. (Tuvimos que adelantar un día la mudanza porque se esperaba una tormenta de nieve super grande... menos mal que lo hicimos)

  • Asegura la puerta para que este abierta todo el tiempo. ¿Básico? No te creas, te puedes olvidar y ni darte cuenta que la puerta se te cierra y te está complicando la movida.

  • Una caja de herramientas te será muy útil. (Cuando estábamos sacando la heladera, Andy mencionó… “que bien me vendría una soga”… y Matt (mi hijo de 11) como por arte de magia, sacó algunas de su campera y dijo: ¨¿Estas te sirven?¨, nos quedamos sin palabras… y si, nos sirvieron. (No teníamos ni idea que Matt tenia sogas en sus bolsillos, sólo por las dudas)

  • Ten a mano un botiquín de primeros auxilios. No quieres que suceda pero es bastante común que alguien se lastime transportando alguna cosa.

  • No te olvides de los productos de limpieza (Cloro, esponjas, bolsas de basura, mapo, detergente, rollos de papel de cocina, etc.) Seguro que los necesitarás, especialmente si no tuviste la oportunidad de entrar a tu casa o depto para limpiar con anticipación.

  • Si estas rentando es importante que saques fotos detalladas de cada ambiente antes de empezar a entrar las cosas.


Espero que estos consejos te ayuden.


¡Animo! El día de la mudanza no será el último de tu vida, si te organizas y te lo tomas con calma todo saldrá muy bien.


¡Gracias por pasar! Por favor, no te vayas sin darle una mirada al blog y si te gusta lo que encuentras considera subscribirte.


¿Te has mudado muchas veces? ¿Alguna experiencia loca para contar? No dejes de hacerlo en la sección de comentarios de este post.


Hasta la próxima.


Leticia

En las redes

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Pinterest Icon
  • Black Instagram Icon

© 2019 Leticia Pluis. | Derechos reservados