Carta a mi hija de 10

Actualizado: 19 de jul de 2018



Hoy es un día muy especial, mi hija Sofia cumple 10. Hay tantas cosas que quisiera contarles de ella, pero se me hace difícil… porque para mi no hay palabras justas que la puedan describir.


Lo que sigue a continuación es mi regalo de cumpleaños, son algunas de las cosas que me ha escuchado decir, cosas que hemos conversado y que quisiera que recuerde siempre, es una una especie de carta, como una lista de “consejos” que se yo… algo que pueda leer y re-leer cuando ella quiera, cuando lo necesite, cuando le haga falta, cuando crezca y esté lejos…


Este post está dedicado a ella y de alguna manera, a todas las niñas de 10 años del mundo que lleguen a leerlo.



Sofi:


Tu determinación es admirable, nos bendice y asusta al mismo tiempo, cuando se te mete algo en la cabeza, no hay quien pueda pararte, pero por favor, nunca confundas límites con obstáculos. Aprende a distinguirlos. Los límites están allí  para protegerte, para que te detengas, para cuidarte, para darte libertad … de los obstáculos no tengo que hablarte, ya sabes que hacer con ellos.



No tengas miedo de ser tú misma. Por más que quieras, no podrás agradar a todos todo el tiempo. La ropa que usas, la música que escuchas, lo que haces los fines de semana, lo que te hace reir, lo que te emociona hasta las lagrimas, tus valores y prioridades. Sofi: tu manera de entender la vida es única y especial, es tuya, no la cambies por querer agradar a los demás.



A veces se gana, a veces se pierde, pero siempre se aprende. No todas las cosas saldrán como esperas. En la vida tendrás que enfrentar pérdidas de todo tipo. No olvides aprender de tus errores, de las circunstancias que no pudiste cambiar, de todas tus experiencias, de las cosas que salieron bien, pero sobre todo, de las que salieron mal… de eso se trata crecer.


Sueña en grande sin olvidarte del día a día. Recuerda siempre que el futuro se conquista un día a la vez. Lo que haces hoy, tendrá su recompensa mañana.



No te compares con otras personas. Si vas a competir, compite contigo misma. No uses una medida que no sea la tuya. Una que no te corresponda.


Sé agradecida. No asumas que siempre tendrás lo que tienes, que siempre habrá otra oportunidad, que habrá un mañana. ¿Suena trágico? La vida es un suspiro, una hoja que se lleva el viento… y no es poesía. Vive cada momento como si fuera el último. Disfruta tus años, tu gente, las oportunidades que tienes y el lugar en dónde estás.



No juzgues nada antes de tiempo, no des opiniones apresuradas, no saques conclusiones rápidas, porque la mayoría de las veces, las cosas no son lo que parecen ser.


Escucha más de lo que hablas. ¡Ya se cuanto te cuesta! ¡Porque siempre tienes algo para decir! Cuenta hasta 10. Respira profundo. Observa. Aprende a hacer buenas preguntas para entender mejor. No quieras tener todas las respuestas y no tengas miedo de decir “no se”.



No cambies la verdad por nada. Si cometes un error, si haces algo que no deberías haber hecho, no lo escondas. La verdad te hará libre. La verdad te sacará del lío en el que estás. La verdad te rodeará de gente que te ama y te ayudará.



No etiquetes a nadie, ni te dejes etiquetar. La gente dice tantas cosas… algunas de ellas te van a lastimar. Muchas veces escucharás de ti y de otras personas palabras que no son ciertas, no las creas, déjalas pasar.



Tus errores no te pueden definir, tus éxitos tampoco lo harán. Eres mucho más de lo que haces, eres más que lo que puedas lograr o alcanzar.


Elige tus batallas con sabiduría. Recuerda siempre que las personas que amas importan más que cualquier pelea o argumento que puedas ganar.



Siempre, pero siempre, camina la milla extra. Haz más de lo que se espera de ti. No te arrepentirás nunca de haber hecho tu mejor esfuerzo ni de haber dado lo mejor que podías dar.



Haz lo que creas que es correcto. Aunque sea difícil, aunque te cueste, aunque te quedes sola y te mal interpreten…. Sé valiente para expresar lo que piensas, para respetar tus valores y defender tus convicciones.



Sé amable, ayuda a los que tienes cerca, no ignores la necesidad. Una palabra, un gesto, una sonrisa, hará una gran diferencia en tu vida y en la de los demás.



Lucha por los que no pueden luchar. Habla por los que no tienen voz. La vida tiene mucho más sentido cuando piensas y haces algo por los demás.



¡Feliz cumpleaños Sofi! ¡Para mi siempre serás de 10!



En las redes

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Pinterest Icon
  • Black Instagram Icon

© 2019 Leticia Pluis. | Derechos reservados