10 Tips para comenzar a organizar tus finanzas

Actualizado: 24 de ene de 2019



Como les conté en mi post anterior "cómo gastar menos en ropa", la idea de ahorrar dinero, de hacer mucho con poco, de invertir en lugar de gastar, me ha acompañado desde chica.


Hoy les quiero dejar 10 consejos básicos que seguro les ayudarán a gastar menos y ahorrar más en este 2017. Porque todavía recuerdan la lista de resoluciones de año nuevo ¿verdad?


Como siempre digo, los grandes cambios no ocurren de la noche a la mañana.

Las buenas cosas llevan tiempo. Ten paciencia y no te vuelvas atrás con lo que te propongas. Seguro que lograrás mucho si ordenas tus finanzas y te decides a empezar.


1. Analiza tus finanzas y crea un presupuesto mensual.

Saber en qué se va la plata es fundamental a la hora de gastar menos y ahorrar más. Clasifica tus gastos en diferentes categorías, asígnales un monto de dinero y no te pases de lo planeado. Comienza con tus gastos fijos y sigue con los que varían mes a mes. Recuerda que cada centavo cuenta. Anota todo en un cuaderno, planilla o usa algún aplicación.

Las categorías que yo uso y que pueden servirte de ejemplo, son las siguientes: diezmo/ofrendas, cuota de la casa/renta, servicios (electricidad, gas, basura), comida y artículos de limpieza, gasolina, seguro médico, celular, internet/cable, seguro del auto, gimnasio, ropa, escuela y actividades de los chicos, medicina, entretenimiento, extras (asegúrate de registrar muy bien lo que gastas en esta ultima categoría. Si vas todos los meses a la peluquería deberías presupuestarlo, si compras muchas cosas para tu casa, también)


2. Cumple siempre con tus obligaciones financieras. La cuota de la casa, del auto, la luz y el gas, tu deuda de tarjeta de crédito etc. son prioridad. No ignores estas responsabilidades.


3. Reserva dinero para imprevistos. Vivir muy al día te pondrá más de una vez en aprietos. ¿Tu auto se plantó y no quiere arrancar? ¿Un gasto médico inesperado? ¿Se rompió algo en la casa y necesitas arreglarlo? Una reserva de dinero para emergencias evitará que te atrases en tus pagos dándote mayor estabilidad.


4. No ahorres lo que queda después de gastar, gasta lo que que queda después de ahorrar. Recibe tu sueldo y separa primero lo que quieres ahorrar. Como religión. Te aseguro que después de unos meses te acostumbrarás a vivir con menos.



5. No compres lo que puedes conseguir gratis.

Recuerdo que a los 16 conseguí mi primer trabajo en una tienda de ropa. Fueron solo 20 días, pero lo que gané, me alcanzó para pagar un campamento de verano y comprar un libro. Cuando llegué a Estados Unidos mi biblioteca fue creciendo conmigo… hasta que descubrí las bibliotecas publicas. Quizás pienses… no es lo mismo… un libro que es tuyo lo puedes marcar, re-leer cuando quieras… es parte de tu historia. Así pensaba yo, hasta que en la última mudanza me encontré donando cajas y cajas de libros que considero son parte de otra etapa, me quedé con muy pocos… y ahora leo mucho más. Ya no tengo cientos de libros, tengo miles… están en la biblioteca publica ¿Para qué gastar en tarjetas de larga distancia si puedes usar Skype, WhatsApp, Messenger, FaceTime? Parece básico, pero muchas veces por comodidad se nos van esos pesos que podríamos estar ahorrando.

¿Para qué pagar un costo adicional por una cuenta de ahorro si hay bancos que te ofrecen servicios gratuitos? ¿Vas a pagar por lo que te regalan a la vuelta de la esquina? No somos de salir mucho, pero hay un montón de restaurantes que ofrecen 2 platos al precio de 1 o que los niños coman gratis en diferentes días y horarios de la semana. Aprovecha estas promociones y ofertas. No compres lo que puedes conseguir gratis.


6. ¿Para qué nuevo si puede ser usado?

Desde un auto hasta un teléfono celular. Ni hablar de ropa y muebles. Un auto 0 Km se depreciará un 19% durante el primer año. Ser el primero en usarlo no suena como una excelente inversión ¿verdad? Acostúmbrate a comprar en tiendas de segunda mano. Ahorrarás un montón de dinero y si tu presupuesto es ajustado, terminarás adquiriendo artículos de mejor calidad.


7. No vayas al supermercado con hambre y sin una lista específica de lo que necesitas comprar.

Haz un menú semanal, ahorrarás un montón de dinero, tendrás la semana organizada y no se te pondrán los pelos de punta al ver que llega la hora de cenar y no tienes ni idea de lo que vas a cocinar.


8. No compres nada por impulso.

Respira profundo y piénsalo dos veces. ¿Realmente necesito ese café? ¿Puedo cambiar el cine por una peli en casa?

Sé que algunas ofertas se ven espectaculares pero tu no tienes “la obligación” de aprovechar cada una de ellas. Solo déjalas pasar, piensa en lo que ya tienes y no en lo que te falta.



9. Ahorra para algo específico. Pueden ser tus próximas vacaciones, la universidad de tus hijos, tu retiro/jubilación, el anticipo para tu casa propia o un auto nuevo. Tener un objetivo en mente te ayudará a ordenar tus prioridades.


10. Recicla. Ya sabes por mi post "Elimina lo que está de más" que no me gusta que haya mil cosas dando vueltas por la casa. No se trata de acumular, más bien recrear, encontrarle otra función a lo que tienes y así evitar gastar.


¿Qué te parecieron estos consejos? ¿Tienes alguna estrategia para gastar menos y ahorrar más? No dejes de compartirla.


Gracias por pasar.


Nos vemos en el próximo post.


Leticia


En las redes

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Pinterest Icon
  • Black Instagram Icon

© 2019 Leticia Pluis. | Derechos reservados